“Chile sin barreras”, la campaña que busca que se garanticen derechos humanos de inmigrantes

“Hacia la construcción de una legislación migratoria con enfoque de derechos humanos en Chile”, es como comienza el informe que detalla la campaña impulsada por Amnistía Internacional a mediados de abril para promover y exigir que se priorice la tramitación de una ley que garantice los derechos de los miles de inmigrantes viven en Chile.AI

Lo que la organización intenta con esta campaña es crear mayor consciencia sobre la realidad de los inmigrantes en Chile y las constantes vulneraciones que sufren como personas, sujetos de derecho. Así también, “Chile sin barreras” quiere sensibilizar a los parlamentarios y a la ciudadanía en general y avanzar en la plena inclusión de todos los inmigrantes.

En la actualidad Chile cuenta con una ley de extranjería que data de 1975, la que ha sido muy mencionada durante los últimos meses a raíz de situaciones específicas, como la expulsión de Lorenzo Spairani, periodista italiano que se encontraba en el país por un proyecto de documentación de manifestaciones sociales financiado por la Unión Europea. Sin embargo, la realidad es que este tipo de decisiones de deportación y negación de ingreso o permanencia en el país no son puntuales y sucede más de lo que se cree. El contexto de dicha ley es la Dictadura Militar, por lo que en más de una oportunidad se ha resaltado la necesidad de un nuevo marco legal que respete los derechos humanos.

El director de Amnistía Internacional Roberto Morales explicó a Efe que el actual articulado (ley 1094), ocasiona "graves vulneraciones al acceso a derechos y a la vida cotidiana de las personas inmigrantes sin importar su situación legal en el país”, ya que incluso los extranjeros que cuentan con visados y permanencias regulares se ven afectados.

"Contar con una ley de migración es una necesidad y una obligación, no un simple lujo. Chile ha suscrito numerosos instrumentos internacionales en esta materia que le exigen alinear sus políticas internas", explicó.

Los inmigrantes representan el 2,3 % de la población total de Chile, de este porcentaje destaca la inmigración latinoamericana hacia nuestro país, la que se ha cuadruplicado desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet en 1990. Actualmente, residen en el Chile 465.300 extranjeros (de una población de casi 18 millones), del cual el 89,5 % de ellos son procedentes de países de la región.

Te puede interesar: Diplomado Internacional en Derechos Humanos y Políticas Públicas de Protección de Migrantes y Refugiados